VIAJE A PUNTA CANA CON MUCHOVIAJE.COM EN EL OCCIDENTAL PUNTA CANA DE LA CADENA BARCELÓ

VIAJE A PUNTA CANA CON MUCHOVIAJE.COM EN EL OCCIDENTAL PUNTA CANA DE LA CADENA BARCELÓ

Buenas tardes amig@s!

Como os prometí aquí os traigo mi experiencia en Punta Cana de la mano de Muchoviaje este mes de octubre.

Mi idea en un principio era hacer este viaje justo después de año nuevo, pero cuando en septiembre me puse a buscar precios vi que la unica forma de no pagar más de mil euros por el viaje completo era viajando en septiembre u octubre, y como septiembre lo estabamos finalizando, no me quedó más remedio que viajar en octubre.

Muchos pensaron que estaba loca por irme al Caribe con la que estaba callendo entre el huracan María, el Irma, José, etc., pero mi pensamiento fue, que si tanto huracan estaba sucediendo en septiembre…poco iba a quedar para octubre, y que si me tenía que llegar la hora pues que mejor forma que con un SexOnTheBeach, mi cóctel favorito, en la mano y contemplando playas paradisiacas.

A todo esto deciros que me viajaba sola. Organice todo para irme yo sola, por un momento pareció que se vendría mi chico, o mi ex o no se ya como llamarlo, pero al final se puso malo días antes del viaje y tuvo que cancelar su parte. Por lo tanto volvía al plan inicial de viajar en solitario, cosa que no es la primera vez que hago, es más, suele ser bastante habitual en mi vida. También reconozco que era la primera vez que iba a cruzar el charco y, tanto sola como acompañada, me daba algo de respeto.

Pero vamos al grano y a los datos de interes para futuros viajeros.

LA MEJOR OFERTA

Pues la encontré en muchoviaje. Tenía mis reservas a cerca de contratar un viaje de esa magnitud (en comparación con ir a Cuenca) por internet, pero es que comparando precios con las agencias de mi localidad, me ahorraba unos 500€ de media. Ahí se me disiparon las dudas que podía tener.
Me costó todo el viaje 866€ con el seguro de cancelación y asistencia incluido, 7 noches (9 días), del 14 de octubre al 21 de octubre.

Respecto a la gestión con muchoviaje nada que objetar, todo sencillo y fácil. Ningún problema a la hora de cancelar el viaje de mi acompañante, obviamente ahora toca justificar todo ante el seguro para que le abone a mi chico la parte del coste que no cubría muchoviaje al cancelar tan próximo a la salida del vuelo.

La aseguradora se llama Intermundial y una vez se resuelva toda la papeleta os contaré como ha quedado, si ha sido favorable o han habido problemas.

EL VUELO

Volé con Evelop, que por lo que me enteré después, parece ser de la propia cadena de Viajes Barceló, a la cual pertenece también el hotel en el que me alojaba y del que os hablaré después.

Como soy así de controladora cuando viajo, indagué entre las opiniones de viajeros que hubieran usado esta aerolínea y los comentarios positivos ganaban a los negativos, por lo que me quedé más tranquila.

El vuelo de ida sólo me decepcionó porque esperaba más espacio entre asientos, era un poco lata de sardinas, y yo que soy muy respetuosa con el resto de personas, me sabía más echar demasiado para atrás mi respaldo y molestar así al pasajero de detrás.

En cuanto a entretenimiento fue perfecto ya que cada uno teníamos una tablet integrada en el respaldo de delante donde podíamos seleccionar, entre una serie de películas, series de TV, juegos interactivos, música, etc, lo que queríamos ver en cada momento y sin molestar a nadie usando nuestros auriculares (que si no los llevas tu te cobran 4,5€ por venderte ellos unos). Así que al final no hice uso del libro que me llevé para el viaje.

La comida, la verdad ninguna queja...quizá comentar que cuando llegaron a mi sitio ya sólo les quedaba una alternativa de las dos que ofrecían, que eran los ravioli a las finas hiervas, que estaban buenísimos.

La otra opción era pollo al curri con arroz que lo probé a la vuelta. Además dos horas antes de aterrizar nos ofrecieron un tapeo iberico bastante completo (jamón serrano, queso manchego, salchichón, chorizo, palitos de pan tipo los que se usan en las ensaladillas rusas y bollitos recien calentados a demanda) y de una calidad suficiente para ser una aerolínea.

A la vuelta la cosa ya cambió un poco, pues era otro avión distinto y no tenía las tablets individuales. En vez de ello habían tres pantallas, una a cada lado y otra central, a la vieja usanza. Pusieron tres pelis y nos dieron cena y desayuno dos horas antes de llegar a Madrid.

LAS TASAS DE ENTRADA Y SALIDA DEL PAIS

Se pagan 10$ o 10€ al entrar y 20$ o 20€ al salir. Aceptan tanto el dolar, como el euro como el peso dominicano, por lo que puedes ir con la moneda que más te compense a tí economicamente en función de como esté el cambio en ese momento.

EL HOTEL OCCIDENTAL PUNTA CANA

El complejo en sí me gustó nada más llegar. Se notaba que estaba siendo reformado. Las piscinas eran muy bonitas, con su bar dentro de una de ellas con una cortina de agua y asientos en la barra para no tener que salir a por los cócteles. Pero bueno vamos a los detalles.

La Habitación:

Me gustó, tenía algún desconchado en el techo del baño, y los muebles para dar una manita de barniz, pero era moderna, amplia, con techos altos inclinados y un gran ventilador de techo decorativo (digo decorativo porque yo al menos no lo encendí en ningún momento y no se si funcionaba o no), en definitiva bonita.

Tenía aire acondicionado, TV, nevera donde no faltó nunca agua y refrescos, caja fuerte gratis, un balcon bastante amplio, cuarto de baño con ducha de efecto lluvia, dispensadores de gel, champú y acondicionador (buen sistema para que no nos llevemos los botecitos de gel, etc).

Poco mas que decir al respecto, se estaba fresquito dentro y tenia TVE internacional, 24h internacional y Antena 3 internacional, para seguir la actualidad política de Cataluña por si se ponía muy mal la cosa por España quedarme allí y no volver, jajaja.

La limpieza:

Se que a esto se le da mucha importacia y no es para menos. Pues era en lo que más flaqueaba el servicio. En toda la semana no me cambiaron las sábanas y un día eran las 16h y todavía no habían pasado a limpiar mi habitación.

cebiche
Parrillada de marisco

La comida:

Aspecto no menos importante. También me decepcionó. Ausencia total de marisco alguno en el buffet, así como de carnes. Todos los días el mismo pescado y la misma carne para que te hagan a la plancha en el momento.

El resto de variedad bien, pasta, tanto preparada como para preparartela algusto en el momento, variedad para hacerte ensaladas, variedad de postres, y comidas de multiples culturas. También alguna que otra cosilla recalentada que había sobrado la noche anterior en el restaurante de carnes a la carta “Las Reses”.

Ahora eso sí, los restaurantes a la carta ya subían un poco el nivel. Podías reservar cada noche en uno distinto o repetir, sin límite. A mí personalmente me enamoró el de comida italiana “Vía Venetto” (no se si eran dos t o dos n, jajaja).

El restaurante “Las Caracolas” de marisco, no estaba mal pero decepciona cuando pides la parrillada de marisco y te ponen un plato con una almeja, un par de berberechos, calamar, merluza, pulpo y alguna gambita. Ni un triste langostino, cigala, gambón… nada. El cebiche de mero que pedí de entrante si que estaba rico, o al menos a mi me lo pareció, pero como no lo había comido antes no puedo comparar.

El Mexicano y Las Reses bastante bien, nada reseñable y el Oriental ni lo probé de los malos comentarios que le oía a la gente por allí. Supongo que también es un tipo de comida que no a todo el mundo le encanta facilmente.

Risotto de calamar en su tinta

 

Bannana Split

Los empleados:

La mayoría un encanto de persona, atentos, aunque me han comentado que nada que ver con la atención y la cordialidad de los de Cancún, pero no tengo queja de ellos. Ahora eso sí, los hombres son muy empalagosos con las mujeres y más si ven que viajas sola, al final me agobíe un poco en ese aspecto.

LAS PLAYAS

Qué decir de la playas?? no puedo quejarme de nada, eran preciosas, de un color muy bonito, el personal del hotel las mantenía bastante limpias, y lo mejor de todo es que la arena no quema!!

LAS ACTIVIDADES

Isla Saona

Esto es muy breve, si vais os recomiendo no coger las que ofrece el hotel, ya que en la playa hay un chico que se llama Zorrilla, lleva un polo gris con el número 06 y su nombre, que trabaja para una empesa de la zona y te cuesta muchísimo más económico.

Con el coste de la excursión a la Isla Saona en el hotel, tuve para pagar esa excursión más la de Scubadoo (paseo por el fondo marino con una especie de moto con escafandra, CHULÍSIMO).

CONCLUSIÓN

Fuera de todo lo que es mi experiencia con el vuelo, el hotel, etc. el viaje fue genial. Descanse, disfruté, conocí a dos matrimonios de Madrid encantadores que consiguieron que no me sintiera sola en ningún momento y se preocupaban mucho por mi en todos los aspectos.

Así que a parte de una bonita experiencia que espero repetir el próximo año pero en otra zona, seguramente en Cancún, creo que me llevo un par de amigos madrileños de los que ya quedan pocos.

Y bueno creo que ya he contado bastante. Si tenéis alguna duda con respecto al viaje dejar comentario y contesto enseguida.

Saludos y un abrazo a todos!

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: